Pages Navigation Menu

Periódico universitario UCM en la web 2.0

Los efectos secundarios del dopaje

Fútbol Deporte

Instalaciones de fútbol del Club Deportivo Vicálvaro

Los casos de deportistas que han recurrido al dopaje para alcanzar sus metas indignan a la sociedad porque destruyen la concepción que tenemos de estos en el imaginario colectivo, aunque esta práctica también tiene consecuencias en la salud y en facultades psicológicas de los atletas.

La historia del dopaje está directamente relacionada con el ansia del hombre por alcanzar la supremacía física. Si bien los orígenes se remontan a las civilizaciones más antiguas y triviales, en la actualidad está asociado al deporte y es considerado una lacra dentro de esta actividad.

Las primeras culturas realizaban diferentes prácticas para conseguir un incremento de sus cualidades físicas a través de otros medios que no fueran el entrenamiento. La brujería, el esoterismo, la utilización de plantas o la magia son considerados como los antecedentes del dopaje tal y como lo conocemos en la actualidad.

Esta necesidad de superar los propios límites se veía reflejada en actividades como la caza, donde se empleaban pócimas y brebajes que estimulaban al cazador a competir con el animal. También se utilizaban estas preparaciones en el terreno de la lucha, tanto en las primeras tribus como en conflictos bélicos más recientes, incrementando la resistencia del cuerpo y atenuando el cansancio de los guerreros.

Carrera Deporte

Carrera popular del Barrio del Pilar

Según la terapeuta e investigadora Karina Malpica, un ejemplo se encuentra en la mitología escandinava en la cual los guerreros conseguían aumentar su fuerza hasta doce veces más por el consumo del hongo psicoactivo Amanita muscaria, que proporcionaba un efecto estimulante y alucinógeno que ayudaba en el combate y que venía acompañado de cansancio y fatiga como efectos posteriores.

Las raíces de la actividad deportiva también se han visto vinculadas con la búsqueda de efectos dopantes. Tanto en la Grecia clásica como en el Imperio Romano se encuentran casos que pueden asimilarse con el dopaje. Sin embargo, no es hasta el siglo XIX con el nacimiento del deporte moderno y el desarrollo de la farmacología cuando el auge de sustancias que aumenten el rendimiento físico logra popularizarse.

Un ejemplo de esto son las ‘bolas de velocidad’, compuestas por heroína y cocaína, utilizadas por los ciclistas entre 1860 y 1869 para combatir el cansancio. A partir de 1879 aparecen los primeros casos de dopaje en atletismo y a partir del siglo XX en el boxeo. El primer caso de muerte relacionado con el consumo de sustancias dopantes fue el del ciclista Arthur Linton a causa de una sobredosis de varios estupefacientes.

A día de hoy, el dopaje es considerado como una práctica antideportiva y antisocial que está directamente relacionada con el abuso de fármacos de la sociedad; una realidad constatada por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Muchas personas recurren a los medicamentos para combatir enfermedades, para eliminar la sensación de cansancio y de dolor, para permanecer en vigilia o incluso para conciliar el sueño. Entonces, ¿es ilógico pensar que un deportista no recurra a fármacos para mejorar su condición y rendimiento físicos?

Los elementos utilizados para el proceso del dopaje “suelen ser sustancias o medicamentos que se dan a personas enfermas, no a personas sanas”, afirma Coral Fernández, Jefa de división en la Agencia Estatal Antidopaje (AEPSAD). Son sustancias prohibidas en su totalidad, aunque se clasifican en específicas y no específicas, siendo las primeras las que conllevan una mayor sanción.

El deporte moderno se ve marcado por el auge del dopaje a partir de los años sesenta. En 1963 el Consejo de Europa comienza a luchar contra esta práctica, y en 1968 surgen los primeros controles oficiales en los Juegos Olímpicos.

En la actualidad la lucha contra el dopaje está vinculada a la AEPSAD que además se encarga de la realización de políticas estatales de protección de la salud en el deporte. Además la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) lleva a cabo un informe anual sobre el uso de sustancias prohibidas en deportes olímpicos y otras disciplinas, estos son los resultados de su última publicación.

El dopaje es, según el documento sobre la historia del dopaje publicado por el Consejo Superior de Deportes (CSD), “una práctica que atenta contra los principios educativos del deporte, los valores competitivos y de juego limpio, así como también socava la convivencia social, amenaza la salud pública y es un negocio rentable para la delincuencia organizada”.

fútbol deporte

Partido de fútbol en una instalación municipal

Para lograr su erradicación, Coral Fernández comenta que una de las cosas que se está haciendo desde la Agencia Mundial y desde su organismo es “aumentar los controles fuera de competición porque a veces los deportistas utilizan la sustancia antes de la competición y llegan limpios a estas”.

Otra acción que se lleva a cabo para frenar estas prácticas es el control del perfil biológico de los deportistas mediante el pasaporte biológico. Este es la recopilación de los parámetros fisiológicos de un deportista mediante varios análisis de sangre y orina a lo largo de un periodo de tiempo.

Su principal ventaja es, además de su precisión del 99%, que mientras que los controles convencionales sólo detectan las sustancias no permitidas en la sangre o en la orina, el pasaporte biológico detecta los efectos causantes del dopaje y permite observar los cambios que se producen en su organismo.

A partir de 2002 se empieza  utilizar el término ‘pasaporte biológico’ y en 2008 fue aprobado definitivamente. Su empleo es ya un requisito indispensable en las grandes vueltas ciclistas del Calendario Internacional de la Unión Ciclista Internacional (UCI).

Este también fue utilizado en algunos deportes durante los JJOO de Londres 2012 y en el Mundial de fútbol de Brasil 2014. Su uso empieza a extenderse a otras disciplinas como tenis, natación o atletismo.

Además en países como Francia es un requisito indispensable para todos los deportistas de alto rendimiento que compitan inscritos en las diferentes federaciones deportivas del país.

El pasaporte biológico es para muchos una excelente alternativa para garantizar el juego limpio en el deporte de élite ya que está basado en la estabilidad fisiológica del cuerpo humano y los marcadores biológicos seguirán siendo válidos durante décadas.

Consecuencias psicológicas

Pero si existen tantos controles y prevención además de prohibiciones y sanciones graves para los deportistas ¿qué es lo que les impulsa a cometer tal infracción? Jaime Marcos, profesional de UPAD psicología y coaching deportivo, habla de varios factores:  “Puede haber personas que tengan una mayor capacidad para transgredir las normas y que tengan menos sentimiento de culpa u otras más ‘socializadas’ que sufran más presión por consumirlas y que puedan llegar a sufrir depresiones o trastornos de ansiedad;  la presión social está ahí en todos los contextos de nuestra vida. Si tu equipo normaliza un acto como doparse o te hace ver como el tonto por no hacerlo la presión puede ser más efectiva”.

Las bases del deporte moderno se encuentran en la necesidad de educar, por lo tanto, es posible que este tipo de conductas antideportivas puedan prevenirse desde la infancia: “Hay que insistir en el deporte base. Socializar y establecer una buena contingencia entre incumplir una norma a nivel deportivo y la sanción procedente. Creo que esta es la clave a largo plazo para que en el futuro los deportistas sepan decir no a los ofrecimientos de consumir sustancias dopantes en el futuro”, afirma Jaime Marcos.

Una forma de prevención compartida por Coral Fernández, que hizo hincapié en la “información a los deportistas y a su entorno” para ser conscientes de las diferentes consecuencias que puede ocasionar el dopaje y lo que supone adulterar las competiciones deportivas, una tarea en la que los periodistas desarrollan una labor muy importante.

Be Sociable, Share!

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.